Santiago Sosa, líder de la comunidad indígena 15 de enero del Pueblo Mbya Guaraní en la zona de Nueva Toledo – Caaguazú, fue detenido por agentes de la Comisaria 42 Margarita, distante alrededor de 25 kilómetros del lugar donde viven, según cuenta la lideresa Irene Benítez.

Fue al momento de acudir a dicha comisaria para formular denuncias sobre los robos y saqueos del que fueron víctimas al momento del desalojo del pasado 19 de octubre.

Sin ninguna justificación los agentes lo detuvieron llevándolo a la Fiscalía de Caaguazú, afirma la señora Benítez al significar el temor que siente por el destino de su marido, pues sobre el mismo no pesa ninguna denuncia. Tal vez lo llevaron porque se denunció el abuso que cometieron contra la comunidad y no quiero que lo trasladen a la cárcel, dice ña Irene.

Escuche audio: