En la jornada de este lunes 27 de diciembre el Gobierno paraguayo entregó a la Comunidad Kemha Yat Sepo (Cerrito Hamaquera) el certificado de adjudicación para la ocupación definitiva de 1.212 hectáreas de tierra reclamadas por más de dos décadas por los integrantes de la comunidad. La Organización Tierraviva, que acompañó el reclamo territorial de la Comunidad desde sus inicios, celebra este importante logro de la lucha indígena.

Los líderes de la Comunidad manifestaron su alegría con la adjudicación de las tierras a la comunidad que llegaron como parte de una larga lucha. La comunidad había sido despojada de su territorio a mediados de la década del 90 y se instaló al costado de la Ruta Transchaco dónde subsistieron por más de dos décadas hasta que el avance de las obras para la ampliación de la Ruta amenazaban con provocar un nuevo desalojo, ante esta situación la comunidad intensificó su reclamo logrando un acuerdo con el gobierno para la compra de las tierras hoy adjudicadas.

El reclamo de la Comunidad Kemha Yat Sepo contó con el apoyo de la Articulación Nacional Indígena por una Vida Digna, insistiendo ante las autoridades para lograr la adquisición de las tierras que permitirán a las 120 familias indígenas asentarse en un lugar que les permita desarrollar sus formas tradicionales de vida.

Tanto los referentes comunitarios como miembros de la organización Tierraviva manifestaron que este logro es muy destacable ya que llega en un momento dónde el despojo de los territorios indígenas es una constante.